Acude a tu notario

Respuestas del notario

Pretendo realizar un cambio de entidad hipotecaria no sólo por mejorar el tipo de interés, sino también otros aspectos como la disponibilidad de capital adicional. Algo parecido a una línea de crédito (me refiero concretamente a la Hipoteca Abierta de La Caixa). Creo que son precisas escrituras de subrogación y posterior novación (he descartado las escrituras de cancelación y apertura por sus altos costes).Mis dudas son: a) ¿La oferta vinculante, previa a la subrogación, a mi actual entidad de crédito puede o debe incluir todas las características de la nueva hipoteca? ¿O tal vez en escritura de subrogación solo y exclusivamente podemos modificar el tipo de interés? b) Mi intención en un futuro próximo es disponer de capital adicional (más allá del que ahora necesito para amortizar la actual hipoteca), lo cual implica modificar el principal de la hipoteca (se puede alcanzar el 80% de la tasación de la vivienda hipotecada) ¿Requiere de una escritura de novación? c) Si así fuese, ¿qué impuestos (quizás ITP) y gastos notariales conlleva? ¿Se aplicarían sobre todo el nuevo principal o sólo sobre el incremento?

En cuanto a la posibilidad de subrogar créditos hipotecarios, consulte la respuesta anterior. La oferta vinculante únicamente podrá contener la alteración bien del tipo de interés, bien del plazo o bien ambas, pues sólo cabe la subrogación cuando lo que se modifique son tales condiciones. Si luego quiere ampliar el capital del préstamo, habrá de otorgar una escritura de ampliación. En cuanto a los costes fiscales:- Subrogación: exenta. Ahora bien, si se realiza la subrogación de un crédito hipotecario a préstamo hipotecario, la resolución de la Dirección General de Tributos de 6 de agosto de 2009, afirmó que no entra en el ámbito de los beneficios fiscales “la novación de un crédito hipotecario en préstamo hipotecario, precisamente porque la Ley 2/1994 no ampara la subrogación de créditos hipotecarios de forma autónoma...”.- Novación (ampliación de hipoteca): está sujeta a la modalidad gradual de «Actos Jurídicos Documentados»,  siendo el tipo el fijado por la Comunidad Autónoma correspondiente (a falta de regulación el 0,50%), que se calcula sobre el importe de la total responsabilidad hipotecaria. Todo ello porque únicamente están exentas las escrituras públicas de novación modificativa cuando la modificación se refiera a las condiciones del tipo de interés inicialmente pactado o vigente, a la alteración del plazo del préstamo, o a ambas. Si quiere ahorrar costes y esfuerzos, puede solicitar al notario que realice todos los trámites telemáticamente, de esta forma únicamente con acudir a la notaría podrá encargar que el notario haga la liquidación telemática del impuesto y la inscriba telemáticamente en el registro. Supondrá un importante ahorro de tiempo y dinero.

Comparte esta página:
  • Compartir en Google
  • Compartir en Digg
  • Compartir en Facebook
  • Compartir en Technorati
  • Compartir en Twitter
  • Compartir en LinkedIn
Suscríbete a nuestros canales RSS
Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecer sus servicios al usuario. Al continuar utilizando este servicio, el usuario acepta el uso de nuestras cookies. Aceptar | Ampliar esta información